fbpx

¿Por qué es importante la colaboración de un odontopediatra en la Clínica Dental?

La Odontopediatría es una rama de la odontología de suma importancia. No sólo por los tratamientos odontológicos que se realizan en el paciente infantil sino por su papel en la prevención de la salud bucal. Además, debemos recordar que todavía a día de hoy existe la odontofobia, y la mejor manera de minimizar el riesgo a que los mas pequeños la desarrollen es dejarles en manos de dentistas especializados en el tratamiento odontológico infantil y el manejo del comportamiento. Por todo ello, recomendamos que en cualquier clínica dental debería haber un Odontopediatra.

Cada vez más los pacientes buscan en su clínica dental un tratamiento integral; pero no sólo en su propio tratamiento, sino a nivel familiar, que puedan tratarse desde los más mayores a los más pequeños. Los padres buscan el mejor trato y el mejor tratamiento para sus hijos, y entienden que el profesional que los trate debe ser alguien especializado. Por ello, es frecuente encontrar padres que demanden un Odontopediatra para el tratamiento de sus pequeños.

Por otra parte, el Odontopediatra realiza un papel primordial en la orientación de los niños y también ayuda a los padres sobre como manejar la salud bucodental de sus hijos. Es quien podrá aconsejar sobre las pautas de higiene a seguir en cada una de las etapas infantiles, las medidas de prevención que pueden tomar durante el crecimiento de sus hijos e incluso las medidas preventivas a tomar durante la gestación de estos.

La SEOP (Sociedad Española de Odontopediatría) aconseja que los niños acudan al Odontopediatra por primera vez en el primer año de vida. Y es que, con dos años ya hay niños que han sufrido traumatismos, presentan caries o problemas de oclusión, cuya prevención y detección temprana podría evitar tratamientos más complejos en el futuro.

Además, los odontopediatras saben aplicar las técnicas adecuadas para ayudar al niño a familiarizarse con el ambiente odontológico y los tratamientos. Cuando se inician las visitas mientras el niño es pequeño, ayuda a tomar contacto con el ambiente y se crea un vinculo especial entre ellos. Este vínculo favorece y facilita su colaboración tanto en el cuidado de su salud bucal como en la realización de los tratamientos que puede llegar a necesitar. Esta estrecha relación que se crea entre el odontopediatra y el niño es apreciada por sus padres y favorece la confianza de estos en el especialista.

La confianza en los profesionales es la causa principal de la fidelidad de los pacientes, en este caso la fidelidad de los padres en la clínica dental. Por ello, en las cínicas donde hay un servicio integral, el hecho de contar con un odontopediatra, cualificado para valorar el desarrollo de la dentición, el recambio dental de los niños y determinar si existen problemas de maloclusión hace que haya un volumen mayor de pacientes que aceptan tratamientos de ortodoncia.

La presencia de un odontopediatra en la clínica dental proporciona un mayor número de primeras visitas. Cuando estas consultas son satisfactorias, crean vínculo y aportan confianza y fidelidad. Así, llegan a conseguir también que muchos padres se conviertan en pacientes de la clínica dental.

Todo esto lleva a que la presencia de un odontopediatra sea fundamental para las clínicas dentales y es por ello que hemos desarrollado el Curso de Especialización en Odontopediatría Clínica. Donde ofrecemos prácticas reales con pacientes desde el primer año y un horario que permite compaginarlo con el ejercicio profesional.

Deja un comentario

¿Te llamamos?
¿Te llamamos?

Déjanos tus datos y te llamaremos a la mayor brevedad posible